domingo, 15 de febrero de 2009

Un trozo de plástico



Se buscaban goles, como lluvia en sequía. No era una sequía catastrófica, pero el margen era estrecho. 1-0, a veces 2-0. Siempre limitados a esos guarismos, muy escasos. Juande declaraba en la previa que había que buscar más plasticidad. No se equivocaba, aunque yo no lo hubiera llamado así, sino que era una necesidad, no una mejoría de cara a la galería. Curiosamente, sin Sneijder ni Robben, el Madrid ha marcado 4 goles en un partido. El doble pivote defensivo ha seguido. En la izquierda ha jugado Marcelo, como volante, y arriba ha colocado Juande tres delanteros como Higuaín, Raúl y Huntelaar. Teóricamente el encargado de ir a la derecha era Higuaín, pero eso no ha ocurrido de una manera rgular. La mayor parte del tiempo ha estado Sergio Ramos en la banda como recurso ofensivo, pero no estamos hablando de un Ramos aislado. Siempre que subía estaba Lass por detrás e Higuaín u otro por el centro buscándole los pases al hueco. Así ha venido el primer gol del partido, con un centro de Sergio Ramos. Ya estaba más que avisado el Sporting, no se podrá quejar de ello, pues en tres ocasiones anteriores como mínimo Ramos había subido por su banda totalmente solo gracias a los movimientos de sus compañeros.
Raúl, astuto siempre, ha anotado. Nos podremos quejar de su participación y su ritmo de juego, sin duda, pero no de su astucia. Aquí destaca como el que más, seguro. Eso no se pierde nunca. Luego anotaría otro tanto, el cuarto. Hay que ver dónde estaba situado para entender que otro no lo habría hecho, cualquiera se habría quedado más atrás pensando en una parada segura del portero. Raúl, no, piensa diferente, siempre va a por todas. Sigo diciendo que es discutible su ritmo, de suplente. Hoy, más allá de los dos goles, reseñable ha sido su posicionamiento en el campo. En la izquierda, por el centro, daba igual. Ha estado por todos los lados, contribuyendo a la salida, ya de por sí perfecta, de Lass. En tareas defensivas se ha volcado.
Ya que lo menciono, Lass se ha salido. sin más. Defensivamente es un muro, pero es que con la pelota en los pies va como un misil y da una salida excelente prácticamente. Si tuviera más continuidad ofensiva para hacer paredes y subir más arriba estaríamos hablando de un superclase seguramente, de un jugador perfecto. Fantástico. Su falta de continuidad ofensiva la han solventado Higuaín, sobre todo, y sus dos compañeros ofensivos, a diferencia de Sneijder. Gago no ha estado mucho peor, la verdad. La pareja defensiva se está solidificando y lleva camino de ser infranqueable.
También quiero hablar de dos jugadores criticados: Huntelaar y Marcelo, uno defendido por mí y el otro, criticado. Han jugado muy bien, en especial el segundo. Marcelo ha actuado de volante por la izquierda y no ha defraudado, anotando incluso un gol. Ha comenzado algo diluido y se ha ido asentando con el paso de los minutos. Su gol ha venido fruto de una combinación excelente del equipo blanco, en especial de Higuaín. En cuanto a Huntelaar, ha aprovechado todas sus ocasiones, demostrando ser un depredador. Le han anulado un gol que, podríamos decir, ha sido legal.
Por último, me ha parecido mal la actuación del público asturiano, tomándola con el Madrid desde el minuto uno, metiéndose con Raúl y abusando del típico "Así, así, así gana el MAdrid " que ellos mismo crearon.

PUNTUACIÓN
Casillas (6); Ramos (8), Pepe (8), Cannavaro (8), Heinze (5); Gago (7), Lass (9), Marcelo (7); Higuaín (9), Raúl (8), Huntelaar (7) / Javi García (5), Parejo (-), Torres (5)

PD: Disculpad por no haber escrito en tanto tiempo

2 comentarios:

Andrés Pérez dijo...

¿Mejora o fruto de la apatía del rival? Un poco de todo. Sigo pensando que el fútbol industrial del Madrid es inocuo a pesar de que con él ganaran dos ligas consecutivas, más fruto de la desdicha baulgrana que de los méritos madridistas. Ahora se demuestra. El Madrid no es muy diferente al del año pasado, siquiera al de Capello; Juande no es ningún virtuoso futbolístico a pesar de que Marca pretendiera venderlo como tal.

La diferencia radica en el fútbol preciosista del Barcelona. Su empate en el Betis es tomado como un pinchazo notable, y digo yo, bendito pinchazo si es un empate. No pierde desde el partido del Numancia, ha empatado tan solo tres partidos... El Madrid puede espabilar porque el Barça es humano, pero lo tiene difícil y más si sigue jugando como hasta ahora. Ansío ver la respuesta madridista ante todo un señor equipo como el Liverpool.

Un saludo!

Alba dijo...

Bueno, es verdad que hacía algunos partidos que el resultado era justo. Sin embargo, ante el sporting no tuvieron rival; los rivales salieron con demasiado miedo y desaparecieron a las primeras de cambios.
Saludos