domingo, 10 de agosto de 2008

Primer título del Grand Slam de Fergie



Community Shield, Supercopa de Europa, Premier League, FA Cup, Copa de la Liga, Mundialito de Clubes y Champions League. Al United le esperan todas estas competiciones en su anhelo de obtener el Grand Slam. Superar el triplete de 1999 es un reto atrevido y complicado. La primera prueba está superada. El Portsmouth era el primer escollo de esta difícil odisea, a lo que contribuían las bajas de Cristiano Ronaldo, Rooney y Hargreaves entre otros más la duda de Carrick. Se ha ganado en los penalties en una nueva demostración de experiencia en esta faceta. El partido en si no ha sido excelente. El conjunto de Redknapp se ha protegido durante los 75 primeros minutos en el centro del campo, con un doble pivote formado por Mendes y Diarra más las ayudas constantes de Dioup, replegándose perfectamente en los primeros compases del encuentro. La distancia entre el centro del campo y la defensa era insuficiente para que el United pudiera penetrar por esa zona. No contribuía el hecho de que Scholes estuviera acompañado de O'Shea. Durante la primera mitad se ha producido un hecho significante: Scholes se quedaba muy retrasado y O'Shea era quien se incorporaba mucho más arriba para no estorbar en la creación. Con esto se perdía una de las virtudes del conjunto de Ferguson: la llegada de Scholes.
El Manchester no ha tenido excesivos problemas en defensa. El Pompey no ha logrado enlazar jugadas a partir de mediocampo. Defoe sólo ha tenido espacio en una ocasión para desarrollar su velocidad en contraataque. El Pompey ha tratado de cuidar su parcela defensiva antes que el ataque. Por eso Dioup no ha recorrido la banda derecha y, cuando lo ha hecho, han venido los problemas por esa banda. Y es que Johnson ha tenido bastantes problemas al descuidar su espalda estando Nani revoloteando por ahí. Si el United hubiese hecho más hincapié en ese tipo de acción, seguramente habría ganado en tiempo reglamentario. Pero Ferguson tampoco ha estado por la labor y ha sustituido al portugués a un cuarto de hora del final, cuando los de Redknapp estaban desinflándose.
A lo largo del partido se ha comprobado la rapidez del central Distin, con un físico privilegiado que le ha permitido resolver varias situaciones de incertidumbre. También hay que destacar acciones sorprendentemente buenas de Fletcher, como un larguero comenzada la segunda parte tras una vaselina destacada.
Finalmente el Manchester ha logrado el triunfo en los penalties en un partido que ha dominado la posesión, con algunas ocasiones claras, pero no con demasiada insistencia como suele ser habitual, normal teniendo en cuenta las bajas del equipo. El próximo reto será la Supercopa ante el Zenit de Arshavin, que hoy ha caído ante el Rubin Kazan por un abultado 4-1

4 comentarios:

Luisi dijo...

Pues ya tienen un título, y bien podrían superar el triplete del 99. No será fácil, pero tampoco imposible.

Creo que este año habría sido el año de Nani si se hubiera ido Ronaldo... pero al final se quedan ambos... y Luis seguirá siendo el suplente de lujo.

Por cierto, ¿Quién es el nuevo Queiroz?

Un abrazo!

Juan dijo...

El Manchester United va a ir a por cualquier título a su alcance. Enhorabuena al United por ganar la Community Shield. El partido no fue muy bueno, también se debió a las bajas y a la baja forma de los jugadores.

Un saludo.
http://marcador-deportivo.blogspot.com/

FERNANDO SANCHEZ POSTIGO dijo...

El Manchester sigue en racha. NO fue un gran partido. Típico de pretemporada. Un abrazo.

Alba dijo...

Como cada año, las ilusiones empiezan cargadas y dependera de la imagen que den y de la suerte en los resultados que conseguirá más o menos títulos.
Saludos